Saltear al contenido principal
1-800-987-654 admin@totalwptheme.com
¡¡Móntate Tu Película A Lo Lars Von Trier!!

¡¡Móntate tu película a lo Lars von Trier!!

Me imagino que estaréis pensando “¡Qué demonios me va a contar este!”, y ¿Qué tienen que ver los gadgets con Lars Von Trier. Pues mucho, pero nos tenemos que remontar a 1995 y a Dogma 95 -movimiento fílmico vanguardista iniciado por Von Trier y Vinterberg-  para contar lo que viene a continuación. Solo tenemos que recordar la película de “Los idiotas”.

Un concepto novedoso en su época, algo difícil de entender pero que ha calado y al final se convertido en un género cinematográfico de referencia al que se han unido otros directores. Lo siento Tarantino -¡y mira que me gusta este hombre!- pero no pueden aparecer armas.

Al grano, a todos nos encanta ir cámara en mano y grabando, y poder capturar ese momento tan gracioso de un familiar o un golpe que se dé alguien (sí, somos así de cachondos). Pero la gran mayoría de las veces, es un incordio, nunca sacamos los mejores planos o queremos sacarnos a nosotros mismo haciendo el cabra. Ya existen en el mercado sujeciones para el manillar de la bici, el casco o siempre tenemos al amigo que puede grabarnos desde un lateral o desde el final de las escaleras mientras nosotros hacemos un salto con la longboard antes de darnos de bruces contra el suelo -eso nunca lo diremos-. Ahora que, para ser un Von Trier, tu película no debe llevar filtros y debe de ser en localizaciones reales, como dice el “Voto de Castidad” y sus 10 reglas a cumplir, Von Trier modificó una a su antojo porque hizo otra película.

Y ahora la idea, que para nada es descabellada y veremos por qué con otro ejemplo: supongamos que estamos en un concierto, o en una boda –como siempre cámara en mano- y si no somos muy altos, difícil lo tendremos si queremos grabar algo y estamos de los últimos -como en el cine siempre te toca el alto delante…-. Pues se acabaron tus problemas y los de muchos otros, con todos ustedes la “Mecam UAV”, una cámara voladora diseñada por Always Innovating sobre un cuadricóptero que sigue tus pasos. Sí, no es necesario mando porque seguirá al teléfono al que esté conectado, solo necesitará unos simples comandos de voz y ya tienes a tu perseguidor para hacer las “tonterías” que quieras o grabar al cuñado pesado de turno en un bautizo.

Cuenta con sofware opensource, puedes ponerle tarjetas SD y 1GB de RAM, no está mal para lo pequeño que es. Pero, por si esto no fuera poco, puedes mandar los vídeos vía Bluetooth o a tus redes sociales y quién sabe -se dice o se rumorea- que podrás ver los vídeos en streaming en tu Smartphone. Esto último… ¡Mola!

De momento es un prototipo y hasta el año que viene solo podremos ver esto, aunque en su web se pueden solicitar licencias o comprar cantidades masivas (no especifican cuántas), al razonable precio de 49$.

Es cierto que con esto nos saltamos alguna de las reglas del Dogma95 pero siempre podemos inventarnos un nuevo género para este tipo de “películas”.

A mi me parece un invento bastante útil pero no se me quita de la cabeza que llegue una revolución de las Mecam y acabemos como la mismísima imagen de los pájaros de Alfred Hitchcock. Miedo me da… habrá que estar alerta.

Me estreno en este blog y espero que los administradores (sois muy majos, ¿lo sabéis?) me dejen publicar después de esto…

[youtube id=”M-2hgsdeYyo” width=”600″ height=”350″]

Visto en Always Innovating, geeky gadgets

jgarciani

De un tiempo a esta parte trabajando en Social media y Marketing Online. Me encanta que los planes (de marketing) salgan bien.
Desde Apple España hasta Casadelibro.com, pasando por el país de las maravillas en Lewis&Carroll. Ahora, colaborando con algunos de proyectos y otros por mi cuenta que me quitan el sueño; que no los sueños; mi trayectoria profesional ha sido variopinta y si fuese creyente, pondría a Dios por testigo de que dejaré de formarme cuando el cerebro me diga basta, ni un minuto antes.
Sacador de fotos, a veces. Maquero y entero. De monte. Fraggel rocker. Me lo bailo casi todo si es de los ochenta. Empalmador profesional de relaciones en general, o eso dicen. Early-adopter de lo que me interesa y de lo que me puedo permitir. En mi mesa del salón lo único que no es de Apple es el cenicero. Un truhán o un Señor, según quién me mire y nada más que declarar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Volver arriba